En Lora de Estepa descargó ayer una formidable tormenta, que inundó las casas, arrastrando el agua muchos animales domésticos.
Una chispa alcanzó al matrimonio formado por Manuel Gallego y María  Jesús Carrera, causándoles varias quemaduras.

    Esta noticia se  publicó en el periódico  La Correspondencia de España,  el 22 de junio de 1925.
De esta tormenta recuerdan algunas personas mayores la cantidad de agua que corría por las calles, llevándose a su paso todo lo que había por delante y algunos enseres de las casas como mesas, sillas, camas, etc.; y los  cochinos que tenían las familias para cebarlos y hacer la matanza se ahogaron al ser arrastrados por la corriente de agua y barro que inundaba las calles del pueblo, también se perdieron gran parte de las cosechas de las huertas.

Anuncios